Orden Hospitalaria de San Juan de Dios

Orígenes de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios

Tras la bula LICET EX DEBITO, obtenida por Rodrigo de Sigüenza y Pedro Soriano, hacen su profesión los primeros hermanos de San Juan de Dios en manos del Arzobispo Guerrero, podemos decir que aquí comienza la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios. El Papa Pío V, pronunció las célebres palabra "Esta es la rosa que faltaba en el jardín de la Iglesia".

La expansión de la Orden comenzó con el hermano Sebastián Arias, comenzando la fundación del hospital de San Juan Calibita, por mediación de San Carlos Borromeo y Gregorio XIII.

En el mes de noviembre de 1583, tiene lugar en el hospital de Granada la reunión de los hermanos mayores de los hospitales de Córdoba, Lucena, Sevilla y Ronda, con el fin de hacer constituciones y elegir provincial.

Los hermanos de San Juan de Dios toman parte en la guerra de Las Alpujarras, ganándose la amistad de Don Juan de Austria, que los llevó como enfermero a la batalla naval de Lepanto, ayudó en la fundación del hospital de Nápoles y ante el Papa Pío V para la aprobación de la Orden. Sigue la expansión de la Orden con la entrega por parte de Felipe II, del hospital San Lázaro de Córdoba.

La Orden de San Juan de Dios. Con el breve ETSI PRO DEBITO de la Santidad de Sixto V, el 10 de junio de 1585, comienza la Orden propiamente dicha, como las demás congregaciones de monjes y regulares. Se celebra el primer capítulo general de la Orden en el mes de mayo de 1587.

Llegada de los primeros hospitalarios a América en abril de 1596 a Cartagena de Indias se fundan dos hospitales y se extiende la Orden, hasta formar tres provincias y una delegación en filipinas.

Se extiende la Orden Hosp. San J. de Dios a Austria con el P. Gabriel Ferrara, eminente cirujano en el año 1605.


Periodo de Florecimiento 1620 - 1775

Fueron muchos y muy brillantes los hechos que ocurrieron en este periodo, fundaciones gracias Pontifícias, hombres eminentes, señalaremos solo algunos de los más significativos:

  • Formación de dos Provincias 7 diciembre de 1619.
  • Beatificación de San Juan de Dios 1630.
  • Primeros mártires hospitalarios en Brasil 1636 por los piratas holandeses y en Nueva Granada 1637 por los indios Chocoes.
  • Se consiguen las Reliquias de nuestro fundador 18 de noviembre de 1625.
  • Canonización de San Juan de Dios 16 octubre de 1690.
  • Muerte del Venerable Francisco Camacho 23 de diciembre de 1698.
  • Mártires de Filipinas 1715-1739.

Periodo de Decadencia Hasta la Desaparición (1775-1850)

Se funda un Centro de Estudios Universitarios en Alcalá de Henares para los estudios de filosofía y teología, medicina y cirugía, durante el generalato del P. Liminiana (1781-1787).

Separación de la Provincia de Portugal de la Congregación Española.

En este período nos encontramos con las siguientes provincias de la orden en América : Provincia de S. Bernardo de Tierra Firme, Provincia de S. Rafael de Perú y Chile, Provincia del Espíritu Santo de Méjico y el Vicariato de las Islas Filipinas (14 de enero de 1786). El P. Valladolid es nombrado General Perpetuo por petición de Su Majestad el Rey Carlos IV a lo que accede el Pontífice Pío VI con el Breve EX PONI NOBIS.

Las intrigas napoleónicas impiden la celebración del Capítulo del año 1806. El P. Valladolid se presentó en Madrid para dictar las disposiciones necesarias en situaciones tan críticas ya que tanto Napoleón como su hermano habían dictado leyes tan sectarias como las francesas para esclavizar a la Iglesia. Una de estas leyes fue el Decreto de 18 de agosto de 1809 por la que se extinguían las órdenes religiosas. Conocidos son de todos los numerosos expolios, persecuciones y atrocidades que ejecutaron los franceses contra la religión.

En esta época son célebres los servicios sanitarios prestados en el ejército, en la marina y en las epidemias durante los reinados de la Casa de Borbón. Con Felipe V, los servicios en la Guerra de Sucesión y las expediciones a Italia. Con Fernando VI y Carlos III en la Guerra de Portugal y contra los ingleses en las Antillas y Filipinas y el asedio a Gibraltar. Y en el reinado de Carlos IV en la Guerra contra Francia y sobre todo en la epidemia de fiebre amarilla del año 1800.

Destacar el Generalato del Rvdo. P. José Bueno Villagrán (1830-1850), último General de la Congregación Española. En su Generalato aparece la peste en Europa y se propaga por España. Ejemplar comportamiento de los hermanos de S. Juan de Dios en las epidemias.

Las Guerras Carlistas con los decretos de supresión para las órdenes religiosas según el Decreto del 25 de julio 1834 y con el gobierno de Mendizábal en el que, por el Decreto de 25 de julio de 1835 se vieron obligados a abandonar 52 hospitales en España y, aunque el 9 de marzo de 1836 se mitigara el decreto anterior por un Real Decreto en el que en el art. 2 exceptuaban a los hospitales de S. Juan de Dios que se hallasen abiertos en la actualidad, el art. 6 prohibía recibir novicios y el 7 expulsar a los que hubiera, con lo cual la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios queda prácticamente extinguida.

Continúa la Congregación Italiana con una sucesión continua de Generales hasta encontrarnos con el Rvdmo. P. Juan María Alfieri, con el que comienza una nueva época de la historia de la Orden en España. La Restauración.


Restauración de la Orden

El instrumento de la Restauración fue B. Menni, nacido en Milán el 11 de marzo de 1841. Fue enviado por el General Juan María Alfieri a restaurar la Orden el 14 de enero de 1867. El Papa Pío IX le dijo: "Hijo mío, vete a España con la bendición del Cielo a restaurar tu Orden en su misma cuna".

En 1876 funda Ciempozuelos y el 11 de junio del mismo año recupera la Basílica de S. Juan de Dios de Granada y funda el Hospital de S. Rafael de la misma Ciudad. Dos años más tarde adquiere el Hospital de Nuestra Sra. De la Paz de Sevilla. En el 1883, el asilo de S. Bartolomé de Málaga. Continúa la Orden con nuevas fundaciones y el 31 de mayo de 1881 funda las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón. Muere el 24 de abril de 1914 y sus restos descansan en el psiquiátrico femenino de Ciempozuelos. Beatificado por Juan Pablo II el 25 julio de 1985 y canonizado por el mismo Pontífice el 21 de noviembre de 1999.

Estando extendida por los 5 continentes, es el Superior General actual Fray Donatus Forkan O.H.